miércoles, 31 de marzo de 2010

SEMANA SANTA

CRISMISE

28 de Marzo – 4 de Abril

SEMANA SANTA

CRUZCRISTO
La Semana Santa es la conmemoración anual cristiana de la Pasión, Muerte y Resurrección de Jesús de Nazaret o lo que es igual conmemorar sus últimos días, por ello, es un período de intensa actividad litúrgica dentro de las diversas confesiones cristianas. Da comienzo el Domingo de Ramos y finaliza el Sábado Santo, aunque su celebración suele iniciarse en varios lugares el viernes anterior (Viernes de Dolores) y se considera parte de la misma el Domingo de Resurrección.

La Semana Santa va precedida por la Cuaresma, que culmina en la Semana de Pasión donde se celebra la eucaristía en el Jueves Santo, se conmemora la Crucifixión de Jesús el Viernes Santo y la Resurrección en la Vigilia Pascual durante la noche del Sábado Santo al Domingo de Resurrección.

28 de Marzo

DOMINGO DE RAMOS
"Cuando se acercaban a Jerusalén, junto a Betfagé y a Betania, frente al monte de los Olivos, Jesús envió dos de sus discípulos, y les dijo: entrad en la aldea y luego que entréis en ella, hallareis un pollino atado, en el cual ningún hombre ha montado; desatadlo y traedlo. Y si alguien os dijere: ¿Por qué hacéis eso? decir que el Señor lo necesita, y que luego lo devolverá. Fueron, y hallaron el pollino atado afuera a la puerta, en el recodo del camino, y lo desataron. Y unos de los que estaban ahí les dijeron: ¿Qué hacen desatando el pollino? Ellos entonces les dijeron como Jesús había mandado; y los dejaron ir. Y trajeron el pollino a Jesús, y echaron sobre él sus mantos, y se sentó sobre él. También muchos tendían sus mantos por el camino, y otros cortaban ramas de los árboles, y las tendían por el camino. Y los que iban delante y los que venían detrás daban voces, diciendo: ¡Hosanna! ¡Bendito el que viene en el nombre del Señor! ¡Bendito el reino de nuestro padre David que viene! ¡Hosanna en las alturas! Y entró Jesús en Jerusalén, y en el templo; y habiendo mirado alrededor todas las cosas, como ya anochecía, se fue a Betania con los doce" (Mateo 21, 1-11)

Cuando llegaba a Jerusalén para celebrar la pascua, Jesús les pidió a sus discípulos traer un burrito y lo montó. Antes de entrar en Jerusalén, la gente tendía sus mantos por el camino y otros cortaban ramas de árboles alfombrando el paso, tal como acostumbraban saludar a los reyes.

Los que iban delante y detrás de Jesús gritaban:

"¡Bendito el que viene en nombre del Señor! ¡Hosanna en las alturas!"

Entró a la ciudad de Jerusalén, que era la ciudad más importante y la capital de su nación, y mucha gente, niños y adultos, lo acompañaron y recibieron como a un rey con palmas y ramos gritándole “hosanna” que significa “Viva”. La gente de la ciudad preguntaba ¿quién es éste? y les respondían: “Es el profeta Jesús, de Nazaret de Galilea”. Esta fue su entrada triunfal.

La muchedumbre que lo seguía estaba formada por hombres, mujeres y niños, cada uno con su nombre, su ocupación, sus cosas buenas y malas, y con el mismo interés de seguir a Jesús. Algunas de estas personas habían estado presentes en los milagros de Jesús y habían escuchado sus parábolas. Esto los llevó a alabarlo con palmas en las manos cuando entró en Jerusalén.
Fueron muchos los que siguieron a Cristo en este momento de triunfo, pero fueron pocos los que lo acompañaron en su pasión y muerte.

Mientras esto sucedía, los sacerdotes judíos buscaban pretextos para meterlo en la cárcel, pues les dio miedo al ver cómo la gente lo amaba cada vez más y como lo habían aclamado al entrar a Jerusalén.

Explicación de la Misa del Domingo de Ramos

La Misa se inicia con la procesión de las palmas. Nosotros recibimos las palmas y decimos o cantamos “Bendito el que viene en el nombre del Señor”. El sacerdote bendice las palmas y dirige la procesión. Luego se comienza la Misa. Se lee el Evangelio de la Pasión de Cristo.

Al terminar la Misa, nos llevamos las palmas benditas a nuestro hogar. Se acostumbra colocarlas detrás de las puertas en forma de cruz. Esto nos debe recordar que Jesús es nuestro rey y que debemos siempre darle la bienvenida en nuestro hogar. Es importante no hacer de esta costumbre una superstición pensando que por tener nuestra palma, no van a entrar ladrones a nuestros hogares y que nos vamos a librar de la mala suerte.

Oración para poner las palmas benditas en el hogar:

Bendice Señor nuestro hogar.

Que tu Hijo Jesús y la Virgen María reinen en él.

Por tu intercesión danos paz, amor y respeto,

para que respetándonos y amándonos

los sepamos honrar en nuestra vida familiar

Sé tú, el Rey en nuestro hogar.

Amén.


29 de Marzo

LUNES SANTO

A diferencia de otros días de la Semana Santa que cuentan con ceremonias singulares, en la Iglesia Católica el Lunes Santo continúa la celebración normal de la misa. Durante ésta, el Evangelio que es proclamado refleja el pasaje de la Unción en Betania, en casa de Lázaro, en el que una de las hermanas de éste, María le unge con costosos perfumes. La lectura corresponde al Evangelio de San Juan:

Seis días antes de la Pascua, fue Jesús a Betania, donde vivía Lázaro, a quien había resucitado de entre los muertos. Allí le ofrecieron una cena; Marta servía, y Lázaro era uno de los que estaban con él a la mesa. María tomó una fibra de perfume de nardo, auténtico y costoso, le ungió a Jesús los pies y se los enjugó con su cabellera. Y la casa se llenó de la fragancia del perfume. Judas Iscariote, uno de sus discípulos, el que lo iba a entregar, dice:

-«¿Por qué no se ha vendido este perfume por trescientos denarios para dárselos a los pobres?»

Esto lo dijo, no porque le importasen los pobres, sino porque era un ladrón; y como tenía la bolsa llevaba lo que iban echando. Jesús dijo:

-«Déjala; lo tenía guardado para el día de mi sepultura; porque a los pobres los tenéis siempre con vosotros, pero a mí no siempre me tenéis.»

Una muchedumbre de judíos se enteró de que estaba allí y fueron, no sólo por Jesús, sino también para ver a Lázaro, al que había resucitado de entre los muertos. Los sumos sacerdotes decidieron matar también a Lázaro, porque muchos judíos, por su causa, se les iban y creían en Jesús.

Juan 12, 1-11

30 de Marzo

MARTES SANTO

El Martes Santo continúan las celebraciones de la Semana Santa cristiana, que conforme va acercándose los días de los principales cultos (Jueves y Viernes Santo) siguen su reflexión acerca de diversos pasajes de la Pasión, Muerte y Resurrección de Jesús de Nazaret.

En el Evangelio del Martes Santo, Jesús anticipa a sus discípulos la traición de Judas y las Negaciones de San Pedro.

31 de Marzo

MIÉRCOLES SANTO

La primera parte de la Semana Santa cristiana llega a su fin con la celebración del Miércoles Santo.

El Evangelio del Miércoles Santo continúa con la traición de Judas Iscariote en este caso en relato de San Mateo:

En aquel tiempo, uno de los Doce, llamado Judas Iscariote, fue a los sumos sacerdotes y les propuso:

-«¿Qué estáis dispuestos a darme, si os lo entrego?»

Ellos se ajustaron con él en treinta monedas. Y desde entonces andaba buscando ocasión propicia para entregarlo. El primer día de los Ázimos se acercaron los discípulos a Jesús y le preguntaron:

-«¿Dónde quieres que te preparemos la cena de Pascua?»

Él contestó:

-«ld a la ciudad, a casa de Fulano, y decidle: "El Maestro dice: Mi momento está cerca; deseo celebrar la Pascua en tu casa con mis discípulos"».

Los discípulos cumplieron las instrucciones de Jesús y prepararon la Pascua. Al atardecer se puso a la mesa con los Doce. Mientras comían dijo:

-«Os aseguro que uno de vosotros me va a entregar.»

Ellos, consternados, se pusieron a preguntarle uno tras otro:

-«¿Soy yo acaso, Señor?»

Él respondió:

-«El que ha mojado en la misma fuente que yo, ése me va a entregar. El Hijo del hombre se va, como está escrito de él; pero, ¡ay del que va a entregar al Hijo del hombre!; más le valdría no haber nacido».

Entonces preguntó Judas, el que lo iba a entregar:

-«¿Soy yo acaso, Maestro?»

Él respondió:

-«Tú lo has dicho».

Mateo 26, 14-25

1 de Abril

JUEVES SANTO

Jueves en que Cristo instituyó el sacramento de la Eucaristía, también conocido como la Última Cena.

El Jueves Santo se celebra:

• la Última Cena,

• el Lavatorio de los pies,

• la institución de la Eucaristía y del Sacerdocio

• la oración de Jesús en el Huerto de Getsemaní.

En la fe cristiana, La Última Cena fue la última ocasión en la que Jesús de Nazaret se reunió con sus apóstoles para compartir el pan y el vino antes de su muerte. Se considera para la iglesia católica que es el momento en que se instituye la eucaristía.

En el transcurso de esta cena pascual, Jesús predijo que sería traicionado por uno de los Apóstoles, Judas Iscariote. Tomó pan en las manos, diciendo "Tomad y comed, éste es mi cuerpo" y, a continuación, cogiendo un cáliz de vino, dijo: "Bebed de él todos, porque ésta es la sangre de la Alianza, que será derramada por la multitud para la remisión de los pecados".38 Profetizó también, según los sinópticos, que no volvería a beber vino hasta que no lo bebiera de nuevo en el Reino de Dios.

El lavatorio de los pies

Jesús en este pasaje del Evangelio nos enseña a servir con humildad y de corazón a los demás. Este es el mejor camino para seguir a Jesús y para demostrarle nuestra fe en Él. Recordar que esta no es la única vez que Jesús nos habla acerca del servicio. Debemos procurar esta virtud para nuestra vida de todos los días. Vivir como servidores unos de otros.

La Eucaristía

Este es el día en que se instituyó la Eucaristía, el sacramento del Cuerpo y la Sangre de Cristo bajo las especies de pan y vino. Cristo tuvo la Última Cena con sus apóstoles y por el gran amor que nos tiene, se quedó con nosotros en la Eucaristía, para guiarnos en el camino de la salvación.

Todos estamos invitados a celebrar la cena instituida por Jesús. Esta noche santa, Cristo nos deja su Cuerpo y su Sangre. Revivamos este gran don y comprometámonos a servir a nuestros hermanos.

La noche en el huerto de los Olivos

Tras la cena, según los sinópticos, Jesús y sus discípulos fueron a orar al huerto de Getsemaní. Los apóstoles, en lugar de orar, se quedaron dormidos, y Jesús sufrió un momento de fuerte angustia con respecto a su destino, aunque decidió acatar la voluntad de Dios.

Reflexionemos con Jesús en lo que sentía en estos momentos: su miedo, la angustia ante la muerte, la tristeza por ser traicionado, su soledad, su compromiso por cumplir la voluntad de Dios, su obediencia a Dios Padre y su confianza en Él. Las virtudes que nos enseña Jesús este día, entre otras, son la obediencia, la generosidad y la humildad.

2 de Abril

VIERNES SANTO

En este día recordamos cuando Jesús muere en la cruz para salvarnos del pecado y darnos la vida eterna.

Arresto

Tras la cena, según los sinópticos, Jesús y sus discípulos fueron a orar al huerto de Getsemaní. Los apóstoles, en lugar de orar, se quedaron dormidos, y Jesús sufrió un momento de fuerte angustia con respecto a su destino, aunque decidió acatar la voluntad de Dios.

Judas había efectivamente traicionado a Jesús, para entregarlo a los príncipes de los sacerdotes y los ancianos de Jerusalén a cambio de treinta piezas de plata. Acompañado de un grupo armado de espadas y garrotes, enviado por los príncipes de los sacerdotes y los ancianos, llegó a Getsemaní y reveló la identidad de Jesús besándole la mejilla. Jesús fue arrestado. Por parte de sus seguidores hubo un conato de resistencia, pero finalmente todos se dispersaron y huyeron.

Juicio

Tras su detención, Jesús fue llevado al palacio del sumo sacerdote Caifás (según el Evangelio según San Juan, fue llevado primero a casa de Anás, suegro de Caifás). Allí fue juzgado ante el Sanedrín. Se presentaron falsos testigos, pero como sus testimonios no coincidían no fueron aceptados. Finalmente, Caifás preguntó directamente a Jesús si era el Mesías, y Jesús dijo: "Tú lo has dicho". El sumo sacerdote se rasgó las vestiduras ante lo que consideraba una blasfemia. Los miembros del Sanedrín escarnecieron cruelmente a Jesús. En el Evangelio según San Juan, Jesús fue llevado primero ante Anás y luego ante Caifás. Pedro, que había seguido a Jesús en secreto tras su detención, se encontraba oculto entre los sirvientes del sumo sacerdote. Reconocido como discípulo de Jesús por los sirvientes, le negó tres veces (dos según el Evangelio según San Juan), como Jesús le había profetizado.

A la mañana siguiente, Jesús fue llevado ante Poncio Pilato, el procurador romano. Tras interrogarle, Pilato no le halló culpable, y pidió a la muchedumbre que eligiera entre liberar a Jesús o a un conocido bandido, llamado Barrabás. La multitud, persuadida por los príncipes de los sacerdotes, pidió que se liberase a Barrabás, y que Jesús fuese crucificado. Pilato se lavó simbólicamente las manos para expresar su inocencia de la muerte de Jesús.

Crucifixión

Jesús fue azotado, lo vistieron con un manto rojo, le pusieron en la cabeza una corona de espinas y una caña en su mano derecha. Los soldados romanos se burlaban de él diciendo: "Salud, rey de los Judíos". Fue obligado a cargar la cruz en la que iba a ser crucificado hasta un lugar llamado Gólgota, que significa, en arameo, "lugar del cráneo". Le ayudó a llevar la cruz un hombre llamado Simón de Cirene.

Dieron de beber a Jesús vino con hiel. Él probó pero no quiso tomarlo. Tras crucificarlo, los soldados se repartieron sus vestiduras. En la cruz, sobre su cabeza, pusieron un cartel en arameo, griego y latín con el motivo de su condena: "Este es Jesús, el Rey de los Judíos", que a menudo en pinturas se abrevia INRI ("Iesus Nazarenus Rex Iudaeorum", literalmente "Jesús de Nazaret, Rey de los Judíos"). Fue crucificado entre dos ladrones.

Hacia las tres de la tarde, Jesús exclamó: "Elí, Elí, lemá sabactani", que en arameo significa: "Dios mío, Dios mío, ¿por qué me has abandonado?", según los evangelios de Mateo y Marcos. Las palabras finales de Jesús difieren en los otros dos evangelios. También hay diferencia entre los evangelios en cuanto a qué discípulos de Jesús estuvieron presentes en su crucifixión: en Mateo y Marcos, son varias de las mujeres seguidoras de Jesús; en el Evangelio según San Juan se menciona también a la madre de Jesús y al "discípulo a quien amaba" (según la tradición cristiana, se trataría del apóstol Juan, aunque en el texto del evangelio no se menciona su nombre).

Sepultura

Un seguidor de Jesús, llamado José de Arimatea, solicitó a Pilato el cuerpo de Jesús la misma tarde del viernes en que había muerto, y lo depositó, envuelto en una sábana, en un sepulcro excavado en la roca. Cubrió el sepulcro con una gran piedra. Según el Evangelio según San Mateo (no se menciona en los otros evangelios), al día siguiente, los "príncipes de los sacerdotes y los fariseos" pidieron a Pilato que colocase frente al sepulcro una guardia armada, para evitar que los seguidores de Jesús robasen su cuerpo y difundieran el rumor de que había resucitado. Pilato accedió.

3 de Abril

SÁBADO SANTO

El Sábado Santo (también conocido como Sábado de Gloria) es el segundo día del Triduo Pascual, que concluye con las segundas Vísperas del Domingo de Resurrección culminando así para los cristianos la Semana Santa. Tras conmemorar el día anterior la muerte de Cristo en la Cruz, se espera el momento de la Resurrección. Es la conmemoración de Jesús en el sepulcro y su Descenso al Abismo. Una vez ha anochecido, tiene lugar la principal celebración cristiana del año: la Vigilia Pascual.

"Fue crucificado, muerto y sepultado. Descendió a los infiernos. Al tercer día resucitó de entre los muertos, subió a los cielos y está sentado a la derecha de Dios, Padre Todopoderoso".

Estas palabras pertenecen al Credo, una de las principales oraciones de la Iglesia Católica. Recogen la doctrina de ésta, acerca del tiempo en que Jesucristo había muerto en la Cruz y no había aún Resucitado, que es el momento que se conmemora este día.

Son los días de la sepultura de Jesús y de su descenso al lugar de los muertos, es decir, de su extremo abajamiento para liberar a los que moraban en el reino de la muerte.

Este es el día de espera litúrgica por excelencia, de espera silenciosa junto al sepulcro que se manifiesta no sólo en la ausencia de celebraciones o símbolos visibles en las iglesias: el altar está desnudo, las luces apagadas. Culmina con la Vigilia Pascual, ya anochecido el día.

La celebración de la Vigilia Pascual tiene tres partes importantes que terminan con la Liturgia Eucarística:

1. Celebración del fuego nuevo.

2. Liturgia de la Palabra.

3. Liturgia Bautismal.

Era costumbre, durante los primeros siglos de la Iglesia, bautizar por la noche del Sábado Santo, a los que querían ser cristianos. Ellos se preparaban durante los cuarenta días de Cuaresma y acompañados por sus padrinos, ese día se presentaban para recibir el Bautismo.

También, ese día los que hacían penitencia pública por sus faltas y pecados eran admitidos como miembros de la asamblea.

Actualmente, la Vigilia Pascual conserva ese sentido y nos permite renovar nuestras promesas bautismales y acercarnos a la Iglesia con un espíritu renovado.

4 de Abril

DOMINGO DE RESURRECCIÓN

El Domingo de Resurrección o Domingo de Gloria, los cristianos celebran la Resurrección de Jesucristo tras haber sido Crucificado. Tiene lugar como culminación de la Semana Santa y en él se abre un nuevo período litúrgico: la Pascua de Resurrección.

Los cuatro evangelios relatan que Jesús resucitó de entre los muertos al tercer día después de su muerte y se apareció a sus discípulos en varias ocasiones.55 En todos ellos, la primera en descubrir la resurrección de Jesús es María Magdalena. Dos de los evangelios (Marcos y Lucas) relatan también su ascensión a los cielos. Los relatos sobre Jesús resucitado varían, sin embargo, según los evangelios:

En el Evangelio según San Mateo, María Magdalena y "la otra María" fueron al sepulcro en la mañana del domingo. Sobrevino un terremoto, y un ángel vestido de blanco removió la piedra del sepulcro y se sentó sobre ella. Los guardias, que presenciaron la escena, temblaron de miedo y "se quedaron como muertos" (Mt 28, 1-4). El ángel anunció a las mujeres la resurrección de Jesús, y les encargó que dijeran a los discípulos que fueran a Galilea, donde podrían verle. Al regresar, el propio Jesús les salió al encuentro, y les repitió que dijeran a los discípulos que fueran a Galilea (Mt 28, 5-10). Entre tanto, los guardias avisaron a los príncipes de los sacerdotes de lo ocurrido. Éstos les sobornaron para que divulgaran la idea de que los discípulos de Jesús habían robado su cuerpo (Mt 28, 11-15). Los once apóstoles fueron a Galilea, y Jesús les hizo el encargo de predicar el evangelio (Mt 28, 16-20).

En el Evangelio según San Marcos, tres seguidoras de Jesús, María Magdalena, María la de Santiago y Salomé, fueron al sepulcro el domingo, muy de mañana, con la intención de ungir a Jesús con perfumes (Mc 16, 1-2). Vieron que la piedra que cubría el sepulcro estaba removida. Dentro del sepulcro, descubrieron a un joven vestido con una túnica blanca, quien les anunció que Jesús había resucitado, y les ordenó que dijesen a los discípulos y a Pedro que fuesen a Galilea para allí ver a Jesús. Se indica que María y sus compañeras no dijeron nada a nadie, pues tenían miedo (Mc 16, 3-8). A continuación, se dice que Jesús se apareció a María Magdalena (sin mencionar a las otras mujeres), y que esta dio al resto de los seguidores de Jesús la buena noticia, pero no fue creída (Mc 16, 9-11). Jesús volvió a aparecerse, esta vez a dos que iban de camino: cuando estos discípulos contaron lo ocurrido, tampoco se les creyó (Mc 16, 12-13). Finalmente, se apareció a los once apóstoles, a los que reprendió por no haber creído en su resurrección. Les encomendó predicar el evangelio, y subió a los cielos, donde está sentado a la derecha de Dios (Mc 16, 14-20).

En el Evangelio según San Lucas, algunas mujeres, María Magdalena, Juana y María de Santiago, y otras cuyos nombres no se mencionan, acudieron al sepulcro para ungir a Jesús con perfumes. Encontraron removida la piedra del sepulcro, entraron en él y no encontraron el cuerpo (Lc 24, 1-3). Entonces se les aparecieron dos hombres con vestiduras deslumbrantes, quienes les anunciaron la resurrección de Jesús (Lc 24, 4-7). Las mujeres anunciaron la resurrección a los apóstoles, pero estos no las creyeron (Lc 24,8-11), excepto Pedro, que fue al sepulcro y comprobó que el cuerpo había desaparecido (Lc 24, 12). Ese mismo día, Jesús se apareció a dos discípulos que caminaban de Jerusalén a Emaús, que lo reconocieron en el momento de la fracción del pan (Lc 24, 13-35). Poco después se presentó ante los once, que creyeron que se trataba de un espíritu, pero les demostró que era él en carne y huesos, y comió en su presencia (Lc24,36-43). Les explicó el sentido de su muerte y resurrección (Lc 24,44-49), y, más tarde, los llevó cerca de Betania, donde ascendió al cielo (Lc 24,50-53).

En el Evangelio según San Juan, María Magdalena fue al sepulcro muy de madrugada y descubrió que la piedra había sido removida. Corrió en busca de Pedro y del "discípulo a quien Jesús amaba" para avisarles (Jn 20,1-2). Los dos corrieron hacia el sepulcro. El discípulo amado llegó primero, pero no entró en el sepulcro. Pedro entró primero y vio las fajas y el sudario, pero no el cuerpo. El otro discípulo entró después, "y vio y creyó" (Jn 20, 3-10). Magdalena se quedó fuera, y se le aparecieron dos ángeles vestidos de blanco. Le preguntaron: "¿Por qué lloras, mujer?", y ella contestó: "Porque han tomado a mi Señor y no sé dónde lo han puesto". Se volvió hacia atrás, y vio a Jesús resucitado, quien le preguntó a su vez por qué lloraba. Magdalena le confundió con el hortelano, y le preguntó dónde había puesto a Jesús. Jesús la llamó: "¡María!", y ella lo reconoció, respondiendo: "¡Rabbuní!". Jesús le pidió que no lo tocara, ya que aún no había subido al Padre, y pidió que avisara a sus hermanos de que iba a subir al Padre. Magdalena fue a anunciar lo ocurrido a los discípulos (Jn 20, 11-18). Ese mismo día, por la tarde, Jesús se apareció al lugar en que los discípulos se encontraban ocultos por temor de los judíos. Les saludó diciendo "La paz sea con vosotros", les mostró la mano y el costado, y, soplando, les envió el Espíritu Santo. Uno de los once, Tomás, no estaba con el resto cuando tuvo lugar la aparición de Jesús, y no creyó que el aparecido fuera realmente Jesús (Jn 20, 19-25). Ocho días después, Jesús volvió a aparecerse a todos los discípulos, incluido Tomás. Para vencer su incredulidad, Jesús le dijo que tocara su mano y su costado. Tomás creyó en él (Jn 20, 26-29). Más adelante, Jesús volvió a aparecerse a siete de sus discípulos cuando estaban pescando junto al Mar de Tiberiades. No habían pescado nada; les pidió que volvieran a echar la red y la sacaron llena de peces. Entonces lo reconocieron, y comieron con él panes y peces (Jn 21,1-14). Tras esto, se relata una conversación entre Jesús y Pedro, en la que interviene también el "discípulo amado" (Jn 21,15-23).

CABEZACRISTO

El Domingo de Resurrección o de Pascua es la fiesta más importante para todos los cristianos, que conmemoran la Resurrección de Jesús, el hecho que da sentido a toda su religión.

Cristo triunfó sobre la muerte y con esto abrió las puertas del Cielo a los creyentes. En la Misa dominical se recuerda de una manera especial. Se enciende el Cirio Pascual que representa la luz de Cristo Resucitado y que permanecerá prendido hasta el día de la Ascensión, cuando se conmemora la subida de Jesús al Cielo.

Con el Domingo de Resurrección comienza un Tiempo pascual, en el que recordamos el tiempo que Jesús permaneció con los apóstoles antes de subir a los cielos, durante la fiesta de la Ascensión.




Con Amor a Sus Sagrados Pies de Loto,

Agradecemos este hermoso artículo a: 

Coordinación Nacional Área de Devoción

OSSSBA – Consejo Central

sábado, 20 de marzo de 2010

LA HISTORIA DE RAMA



LA ERA DE RAMA



Sarva jiva dharma santham Sarva nama dharma Shivam Satchitananda rupam advaitam Sathyam Shivam Sundaram

El sostén de todos los seres, la Paz Suprema, conocido por todos los nombres; la auspiciosidad suprema, el Uno sin segundo, el Ser, la Conciencia, la Bienaventuranza. Verdad, prosperidad, belleza.

La riqueza se reduce solamente cuando se gasta, pero el número de años que se pueden vivir sobre la tierra se acorta a cada momento, les guste o no, estén o no conscientes de ello. Por lo mismo, deben sentir urgencia por las grandes tareas de la vida. La inteligencia es un don especial que le ha sido dado al hombre para que se pueda conocer a sí mismo, pero desgraciadamente ahora lo usa para conocer a "otros". Cuando al hombre se le ha dado un espejo para que vea su propia cara y corrija sus defectos, él tontamente lo pone frente a la cara de otras personas.
Hay algunos deberes fundamentales que el hombre tiene que cumplir inteligentemente. En las Escrituras se hace referencia a tres de éstos como deuda (rna). Como consecuencia de su nacimiento humano y su vida terrenal, el hombre tiene que pagar tres deudas. La primera es deva rna, la deuda que se debe liquidar a los dioses. Cada órgano del cuerpo humano, en verdad cada función, es dominado, controlado y motivado por un poder divino, es decir, por Dios. Por lo mismo, en pago de la deuda que le debe a Él, el hombre tiene que usar sus órganos, miembros, funciones y habilidades para el beneficio de otros hombres y para el bienestar de la comunidad. La segunda deuda se llama rishi rna, la que el hombre tiene con los sabios, los profetas y los antiguos legisladores. Mucho antes del nacimiento de esta generación, mediante los esfuerzos de profetas y sabios libres de egoísmo, se han preservado y transmitido como herencia un código moral útil y una preciosa colección de lineamientos espirituales. Cada generación obtiene inspiración y conocimiento de las anteriores, especialmente de los exploradores, los pioneros, los constructores de puentes en los campos de la ética, la ley, el misticismo, la vida social y la religión. Estas personas promueven la concordia y el progreso y eliminan los conflictos sociales; sus huellas marcan las líneas del desarrollo individual y social. Hay una enorme deuda de gratitud que se les debe a ellos. Nos han transmitido una valiosa cantidad de conocimiento acerca de la naturaleza, de la conciencia, y también acerca de los medios y métodos para confirmar y aumentar ese conocimiento. Pero actualmente el hombre descuida esta herencia e incluso la desecha como inútil y superflua. Esto es suicida. El hombre tiene que preservar este conocimiento y fomentarlo, venerarlo y usarlo. Ésa es la forma de pagar la deuda con los sabios (rishis).
Los festivales en el calendario religioso como este Yugadi (el nuevo año telugu) son ejemplos pertinentes. Los rishis han establecido estos días como sagrados y es deber de ustedes volverse conscientes del significado e importancia de los festivales y por qué han sido designados de esa manera. De lo'que generalmente se hace en cada hogar cuando comienza el festival, ustedes pueden inferir el verdadero fin que se proponían los rishis. En este día, la gente toma baños ceremoniales, viste ropa nueva, adornan el umbral de las puertas con adornos de frescas hojas verdes, pintan sus casas, elaboran diseños originales sobre el piso y embellecen sus hogares. Todos éstos son recordatorios del principal propósito, a saber: el de albergar nuevas ideas y renunciar a las viejas, instalando ananda en la mente, recuperando valor y confianza y fortaleciendo la esperanza y la fe.
Los yugadis vienen y van; nala deja su lugar a pingala; un año sucede a otro, muchos acontecimientos importantes pasan en el camino y pronto van quedando atrás; pero no se avanza en el viaje. Todavía están absortos en creencias y fantasías anticuadas. Observen los códigos correctos establecidos por los rishis con una conciencia de los planes más profundos que tenían como fin. Sigan los Shastras y lleven a cabo los ritos, celebraciones, ayunos, votos y vigilias de todos los días, según las temporadas que ellos recomiendan, siempre enfatizando el significado interno, la importancia y el aspecto espiritual de la celebración. Ésa es la mejor manera de pagar su deuda.
La tercera deuda es la pithr rna, o la deuda que se debe pagar a los ancestros, especialmente a los padres. Esta deuda también es universal, lo que quiere decir que los hombres en todas las tierras y climas tienen que reconocerla, porque todos nacen de padres a quienes se les debe gratitud por habernos dotado con un cuerpo. Adoren a los padres, háganlos felices, denles alegría y gozo prestándoles atención amorosa y dándoles cuidado afectuoso. Otro deber es propagar la línea a través de niños de carácter puro, virtudes elevadas y esfuerzos nobles.
Dasarata, el emperador de Ayodhya, deseoso de pagar su deuda a los ancestros, tuvo que realizar el yaga Putrakamesti, el sacrificio védico que puede darle al aspirante la bendición de tener hijos. Ésta es la estación Vasanta (primavera). Esta temporada abarca dos meses, Madhu Madhava y Mesha Rishaba. Mesha es el mes más lleno de gloria de todo el año. Fue en la estación de Vasanta cuando Dasarata soltó al caballo de sacrificio para que pudiera vagar libremente por el continente a lo largo de un camino en el que no debía haber obstáculos, y fue en el mismo mes cuando el caballo regresó sin problemas a Ayodhya. El yaga Putrakamesti también comenzaba en Vasanta, y los cuatro hijos  Rama, Bharata, Lakshmana y Satrugna  nacieron en Vasanta. Ésta es la razón por la que se aclama el Yugadi como el día inaugural de Vasanta Navaratri (las nueve noches de Vasanta) que culmina con el Rama navami, el día en que nació Rama.
Yuga significa era. A este día no se le llama Samvatsara adi, el día del año nuevo, sino Yuga adi, el primer día de la nueva era. La era indicada es el Dharma yuga o el Rama yuga, porque a Rama se le identifica con la encarnación misma del dharma. Por lo tanto, el principal deber de todos los que participan en esta celebración es adherirse al dharma, dar apoyo al dharmay fomentar el dharma.
Rama demostró en su vida avatárica que la verdad (sathya) y la rectitud (dharma) son las mejores y más fundamentales virtudes que el hombre puede obtener y de las cuales se puede beneficiar. Sathya y dharma son como las dos ruedas de una carreta, como las dos alas de un pájaro. Sin ruedas, ¿cómo puede moverse la carreta? Sin alas, ¿cómo puede el pájaro volar? A Rama se le conocía y es adorado como la persona que nunca se desviaba de la palabra dada. Se le conocía y es adorado como la encarnación del dharma, y así lo dice el Ramayana. Esto expresa el principio Rama en su totalidad.
Se trata principalmente de saber cuál es la meta final que el hombre se propone en la vida. La meta tiene que ser la realización de la unidad del ser con el Paramatma, o el Ser que está por encima de todo. O, de otra manera, ¿por qué debería el hombre tomar esta forma humana? Si la meta fuera simplemente "vivir" o un "vivir feliz", el hombre podía haber sido encerrado en el cuerpo de un pájaro o de una bestia. El hecho mismo de que el hombre esté dotado con memoria, mente, inteligencia, discernimiento, habilidad para anticiparse al futuro, deseo para desapegarse de los sentidos, etcétera, indica que está destinado para alguna meta superior. Si, a pesar de esto, el hombre anhela una meta inferior, él es un papi (pecador). Pero el que, a pesar de las tentaciones y los obstáculos, persiste en el camino que lleva al conocimiento de sí mismo, es un gopi, porque las gopis de Brindavan fueron los ejemplos más inspiradores de esa clase de almas.
La disciplina más efectiva que el hombre puede adoptar para lograr esta meta elevada, es el control de los cinco sentidos. Eviten los errores y los males que el ojo, el oído, la lengua, la mente y la mano están propensos a cometer. A éstos se les llama los cinco vicios. El ojo siempre busca lo v¡I y lo vulgar. A pesar del peligro que representan para su propia vida y su cuerpo, el ciclista, el motociclista y el automovilista, anhelan mirar los carteles obscenos que anuncian alguna película. Al ojo lo deben mantener bajo control para que no arruine la mente, así como al cuerpo. El oído anhela el escándalo y las noticias morbosas. No los persuade a ustedes para que asistan a conferencias que realmente les pueden ayudar en su desarrollo espiritual. Aun si por casualidad asisten a alguna, el oído los disuade dándoles un dolor de cabeza, pero cuando alguien insulta a otra persona, los oídos se concentran al máximo. A menos que se tenga bajo control, la lengua es doblemente peligrosa porque habla chismes y crea anhelo por los sabores. Es casi imposible llevar a la lengua hacia el camino de la repetición del Nombre y la meditación, por dulce que sea el Nombre del Señor. Surdas implora que pronunciemos los nombres Govinda, Damodara, Madhava. Cuando el ojo, el oído y la lengua están bajo control y se les puede usar para el propio mejoramiento, la mente y la mano también pueden ser controladas fácilmente. Así, cuando el hombre se conoce a sí mismo, no hay necesidad de preguntar dónde habita Dios. Él mora en el corazón puro del hombre, brillando claramente en su esplendor innato de sabiduría, poder y amor.
Den alegría a todos. El amor es el medio para lograr este ideal. Cuando el amor puede atraer aun a Dios más cerca de ustedes, ¿cómo puede dejar de hacerlo con el hombre? A Krishna no se le podía atar mediante ningún otro medio. Ésa es la razón por la que Sai ha declarado: comiencen el día con amor, llenen el día con amor, terminen el día con amor. Ése es el camino hacia Dios.

         Brindavan
Yugadi, 20 III 77

viernes, 19 de marzo de 2010

PURUSHA SUKTAM

Om Sri Sai Ram
Encarnación del Amor!
Comparto este video recién hoy terminado, para que acaricie tu corazón.  Saldrá en la Sai Vedas en los próximos días.
Es un mantra del Rig Veda, que se recita antes de comenzar un Yajña (sacrificio), para evitar que haya intromisiones u obstáculos.  Recitarlo, confiere bendiciones.


Video clip mantra Purusha Suktam

martes, 16 de marzo de 2010

LA PAZ DEL MUNDO



Cuando el hombre se suelta de sus amarras, el odio se expande por todas partes. En edades pasadas, las de Krita, Treta y Dwapara, las emanaciones del odio empañaron de vez en cuando las relaciones humanas, pero en ninguna época fueron tan insidiosas y penetrantes como ahora. Actualmente, la maldad ha contaminado las relaciones dentro de la familia, el pueblo, la comunidad, la escuela, el Estado, la Nación y las organizaciones internacionales. ¡No está ausente de ningún campo de la actividad humana! Cuando los miembros de una misma familia se embanderan en diferentes facciones, ¿cómo podría la Nación estar libre de ellos? ¿Cómo podrían ser manejados los asuntos nacionales con un espíritu de tolerancia y cooperación mutua? Es un error pasar los días en la prisión de las dualidades, de los altibajos de la pena y la alegría, del dolor y el placer, del éxito y el fracaso. Vayan más allá del horizonte del cuerpo, la mente y el intelecto y háganse Uno con la Vastedad. El Absoluto Universal significa lo Vasto, la expansión sin horizontes.
La Paz es lo que todos buscan, pero jamás podrá ser obtenida desde el mundo exterior. Alejandro no tenía Paz, Muhammad de Ghazni no tenía Paz. Los millonarios viven acosados por el temor y la ansiedad. La acumulación de riquezas y de poder no puede proporcionar Paz. La Paz solo puede provenir de la fuente de la Paz interior. Una anciana dejó caer la aguja con la que remendaba su sari. Tenía muy mala vista, de modo que no la pudo encontrar sobre la alfombra en que se sentaba.
Salió a la calle y empezó a buscarla en la mancha de luz que proyectaba un farol. Unos niños que volvían de la escuela vieron que tenía un problema y se ofrecieron a ayudarla, preguntándole qué buscaba. Ella les contestó: "Se me cayó una aguja en la estera de mi cabaña, pero está muy oscuro allí dentro y, como estoy medio ciega, la estoy buscando aquí, donde hay más luz y puedo ver mejor". Los muchachos se rieron de ella y le dijeron: " ¡Pero abuela! ¿Cómo cree que va a recuperar su aguja aquí afuera? ¡Debe buscarla donde la perdió!"
Ustedes han perdido la Paz, la Visión y la Sabiduría en la región del ser, ¿cómo creen que podrán recuperarlas, si las buscan en el mundo externo, que sólo pueden contactar por medio de los sentidos? Búsquenlas donde las perdieron: ¡en sus corazones! Allí las recuperarán, porque sólo son atributos de lo Divino, que está instalado allí. Dios es la Verdad interna de todo; El se encuentra latente en esta numerosa reunión y se hace patente en este Universo que es Su vestimenta.
Les oigo hablar fluidamente sobre esto, pero sus acciones no se ven moldeadas por esta inspiración. El alimento que se sirve en un plato debe llegar al estómago; sus calorías deben llegar hasta cada miembro y órgano del cuerpo. Del mismo modo, el sentido de lo Divino debe infundirse a cada palabra, cada acción y cada pensamiento.
Sirvan a los demás con reverencia, éste es el mejor y más fácil método para reconocer el contenido Divino que hay en cada uno. Puesto que ustedes son Sus Formas, Sus Chispas, Sus Criaturas, deben llegar a sentir este parentesco con cada comunidad, deben rogar por el bienestar y la prosperidad de todo el género humano, sean cuales fueren las fronteras políticas que hayan establecido separaciones. Hasta hace muy poco, Pakistán no existía. No es más que una creación de la estrategia política y de las debilidades o flaquezas humanas. No consideren las fronteras más que como una disposición artificial y no dejen que ellas limiten su Amor. Rueguen porque prevalezcan la tolerancia y la comprensión y porque el Amor y la cooperación influyan cada vez más en el comportamiento de la humanidad, sin que importen las denominaciones que se han otorgado: rusos, chinos, paquistaníes, hindúes o americanos. Cada país no es más que una habitación en la mansión de Dios. Las mentes estrechas eligen los caminos angostos; expandan su visión mental y emprendan el ancho camino de la ayuda mutua, la compasión y el Servicio.
No deben existir indicios de desagrado ni de desconfianza respecto de nacionalidad, idioma, casta, posición económica, nivel de conocimientos, edad o sexo. Reverencien siempre al Ser y extraigan de allí la Bienaventuranza Suprema, a través del Amor.
¿Por qué habría que adjudicarles valores falsos a estos símbolos externos? ¿Por qué desarrollar prejuicios por el hecho de que un hombre haya nacido al otro lado de una frontera política o llama a Dios en otro idioma? Dios es el origen de todos los idiomas. Las fronteras cambian y siempre están sujetas a revisión, a nuevas delimitaciones y a alteraciones. Hace veinte años, si un ciudadano de Bombay le hubiese preguntado a un agricultor de Puttaparti a qué región pertenecía, éste le hubiera contestado "Soy del Estado de Madrás". Desde entonces, sin embargo, el Estado de Madrás se ha dividido en el Estado de Andhra y el de Tamil Nadu. Y junto con ello, los andhras y los tamiles han comenzado a desarrollar actitudes antagónicas e ideales estrechos.
Estas son diferencias creadas por el hombre y no deben interferir con las actividades que tienden hacia Dios. Dios creó el Universo como un hogar único, para una familia única. Cada Estado no es sino un departamento de esa mansión. Los miembros de esta Organización deben extender su Amor y su respeto a cualquier persona perteneciente a cualquier Estado, cualquier religión, cualquier casta o comunidad y que hable cualquier lengua.
Siempre que alguien esté afligido por alguna calamidad, en cualquier momento y en cualquier condición, el corazón de ustedes debe reaccionar de inmediato y demostrar su compasión de alguna manera práctica. Nadie debe ser condenado como ser inferior... ¡hasta el más pequeño palillo puede servir como escarbadientes! Dios no ha creado a ningún hombre absolutamente malo o plenamente bueno; son las propias preferencias y aversiones de ustedes las que los inducen a catalogarlos de una u otra manera.
Para servir a su país, ustedes deben equiparse con cuerpos fuertes, sagrados ideales e intenciones altruistas. La mejor ofrenda que le pueden hacer, ya sea al país o a lo Divino en ustedes, es una vida disciplinada.
La prosperidad de una nación no cae del cielo, ni surge por sí misma del suelo. Depende de la conducta del pueblo que la constituye. Debemos darnos cuenta de que el país no es un pedazo de tierra sin vida en torno de nosotros. El país está conformado por un conglomerado de gente y es lo que ella hace de él. Para rectificar al mundo y orientarlo por la senda adecuada, debemos comenzar por rectificarnos nosotros mismos y nuestra conducta.
Una nación que no refrena su sensualidad, jamás podrá progresar ni sobrevivir.
En la actualidad, cuando vemos que en todo el país reinan la confusión, el temor y la ansiedad, se hace necesario que cada uno, en cada hogar, contribuya con su porción de Amor calmo y sereno, para llegar a suprimir la ira y la furia. No hay autoridad gubernamental que pueda suprimirlas tan efectivamente y con tanta rapidez como lo pueden hacer ustedes, mediante el Amor y la fraternidad.
Sólo el poder del Ser inherente en cada uno de ustedes puede salvar al mundo. Ello debe ser logrado mediante la disciplina espiritual individual y la Gracia de Dios, que puede ser ganada únicamente a través del Amor, la Pureza y el Servicio. Si ellas están ausentes, tendremos la certeza de la devastación como algo inevitable.
¡El Amor es, hoy en día, un artículo escasísimo! No hay Amor en el hogar, entre padre e hijo, entre marido y mujer, ni tampoco entre hermanos. ¿Escaseará también el Amor entre un miembro y otro de nuestras Unidades? ¡No! Por medio de vuestra conducta y actitud deben probar que el Amor, basado en la realización del Ser Unico en todos, puede curar los problemas del mundo.
La vida se ha transformado en algo muy artificial. Los hombres se mueven llevados por un temor ciego, sin saber qué será de ellos en el momento siguiente. Prepárense para ser las lámparas que los guíen por el camino correcto.
Para ello, tomen ahora la resolución de convertir sus corazones en tabernáculos del Amor y de cultivarlo. Háganlo universal y libre de deseos egoístas. Conviértanse en Encarnaciones del Amor.
Aprendan a decir lo que sienten y hagan lo que dicen; no permitan la interferencia de propósitos torcidos. Hoy en día, hay hombres con sentimientos de demonios, ardientes de odio y belicosidad, ¡que dan conferencias sobre la paz! y que, además, ¡se vanaglorian de sus planes por la paz! Cuando el corazón se ha transformado en un tabernáculo de la Paz, se harán innecesarias las conferencias, que sirven para engañarse a uno mismo y engañar a los demás. ¿Qué es lo que puede lograr el mero hablar?
Mantengan pensamientos constructivos, palabras de consuelo, actos de compasión. Estén alertas para descubrir ojos llenos de lágrimas o corazones que suspiran. Yo soy el Testigo de todo lo que han hecho y logrado.

All India Conference,
20/11/1970





lunes, 15 de marzo de 2010

LOS AMIGOS QUE NECESITAN


Mientras están en este mundo pasajero, andando con dificultad a través de penas y alegrías, los hombres tienen gran necesidad de alguien a quien poder comunicar sus sentimientos, con quien compartir sus descubrimientos y depresiones, sus momentos de dicha y de tristeza; alguien que esté a su lado durante el duro recorrido del camino hacia la Verdad y la Paz, alguien que los estimule y les dé el valor para alcanzar la meta.
¿Quién es nuestro verdadero amigo? ¿Quién es un amigo falso y engañoso? Es evidente que, tal como se entiende hoy en día, la amistad y los amigos están muy lejos del nivel ideal. Amigos que puedan ofrecer un verdadero consejo, consuelo o apoyo son dones preciosos que hoy en día resultan escasos.
Una amistad nacida de vínculos monetarios se rompe tan pronto piden que les sea cancelada la deuda; de modo que, cuando dan un préstamo a un amigo, están cortando el vinculo de la amistad en ese mismo instante. ¿De qué modo podría cimentarse una amistad con palabras o con dinero? Si la amistad ha de ser duradera, es el corazón el que debe entender al corazón y el corazón el que debe atraer al corazón. La amistad debe vincular a dos corazones y producir un efecto beneficioso en ambos, sean cuales fueren las circunstancias para cada uno de ellos: pérdidas o ganancias, dolores o placeres, buena o mala suerte. El vinculo debe sobrevivir a todos los embates del destino y no debe ser afectado ni por el tiempo, ni el lugar, ni las circunstancias. Cada uno debe poder corregir al otro y cada cual debe agradecer las críticas y los comentarios del otro, porque cada uno sabrá que se beneficia con la simpatía y el Amor. Cada uno debe mantenerse alerta para que el otro no se aparte del ideal, para que no llegue a cultivar hábitos que sean degradantes o esconder pensamientos y planes que produzcan maldad. El honor de cada uno estará a salvo con el otro. Cada uno confiará y descansará en el Amor alerta del otro. Sólo merecen ser llamados "amigos" aquellos que ayudan a elevar la vida, purificar los ideales, sublimar las emociones y fortalecer las resoluciones. Aquellos que los arrastran hacia la pompa, la pedantería, los entretenimientos vulgares y las bromas grotescas son enemigos y no amigos. Los amigos no se obtienen gracias a la posición social, a la exhibición financiera, al brillo exterior o a las afirmaciones verbales. Miren dentro de su verdadera Alma, los motivos internos y al motivador, sus aspiraciones y sus logros más profundos y, recién entonces, sean leales a ellos.
Puede que hayan oído hablar sobre la amistad entre Kuchela y su "compañero de estudios", Krishna. ¿Cómo pudo sobrevivir la amistad entre ambos, pese al inmenso abismo entre sus posiciones mundanas y espirituales? Krishna era Dios encarnado y Kuchela era sólo un hombre. Krishna era un soberano, un creador de reyes, un héroe incomparable, monarca y preceptor. Kuchela era tan pobre, que tenía que ingeniárselas para conseguir su próxima comida. Habían estudiado juntos, por algunos años, en la ermita del sabio Sandipani y allí se sembró el germen de la amistad.
El sentimiento de la amistad debe activar cada nervio, penetrar cada célula y purificar cada onda emocional. No debe dejar sitio al más mínimo indicio de egoísmo. No se puede elevar a la noble categoría de amistad una relación que busca el explotarlos o esquilmarlos para beneficio personal. Posiblemente, el único amigo que puede pasar este riguroso examen es Dios.
Hace muchísimo tiempo, hubo una persona que tenía tres amigos. De manera accidental fue acusado de un crimen y el Tribunal lo sentenció a prisión. Acudió a un amigo y le pidió que testimoniara en favor de su inocencia y éste le dijo: "No me moveré de mi casa; te puedo ayudar únicamente dentro de ella". El segundo amigo le dijo: "Sólo iré hasta las puertas del Tribunal, no subiré al estrado de los testigos". El tercero, le dijo: "Vamos, hablaré por ti en donde quieras". El primer amigo representa "las propiedades y posesiones", que no pueden sino testimoniar por uno dentro de la casa. El segundo, representa a "los parientes y circulo de conocidos" que no pueden llegar más allá del cementerio ni acompañan a una persona hasta el "Tribunal". El tercer amigo representa al "renombre" que uno se ha ganado por sus virtudes y su servicio y que persiste incluso más allá de la muerte y el entierro, testimoniando por años y anunciando eternamente la inocencia y la grandeza del individuo. Es este amigo el que también decide la naturaleza de un próximo nacimiento.
Dado que son jóvenes, deben esforzarse por adquirir buenos amigos y conservarlos. No retrasen esta tarea por escuchar a algunos mayores que les aconsejen dejar el recorrido del camino espiritual para más tarde, cuando se hayan retirado de la vida activa. Les dirán que pueden leer el Bhagavad Gita cuando lleguen a viejos. Pero un consejo así equivale a decirle a una nación que espere hasta que se haya declarado una guerra, para empezar a entrenar un ejército y detener al enemigo. Se requieren largos años para tener un ejército entrenado y preparado para enfrentar cualquier contingencia, ya que, si se entregan armas a gente sin preparación, se provocará un desastre entre las personas que las llevan.
Las buenas obras y los buenos pensamientos que se cultivan durante toda la vida permanecerán leales y firmes como un buen amigo, cuando uno se esté aproximando al fin. De modo que todos ustedes, muchachos y muchachas, deben tomar la decisión de empeñarse en acciones que promuevan su propia Paz y progreso, como asimismo la Paz y el progreso de todo el género humano. No perjudiquen su futuro con la persecución de beneficios temporarios o el engrandecimiento egoísta. Ansíen y merezcan buenos amigos que les ayuden a mantener un rumbo correcto. Y, por sobre todo, tengan a Dios por guía y amigo incondicional. La amistad es la expresión del Amor inconmovible, el Amor que es noble, puro y que está libre de deseos o egoísmo. Los bendigo, para que logren recibir este tipo de amistad y que también ustedes hagan felices a otros, otorgándoles este sagrado tipo de amistad.

Sai Baba
Brindavan,
24/5/1973


sábado, 13 de marzo de 2010

BUSQUEN LA COMPAÑIA DE LA GENTE BUENA


 
Cuando se mantiene la buena compañía, la consecuencia es el desapego. Al lograr el desapego, la consecuencia es la remoción de todas las relaciones ilusorias. Al remover todas las ilusiones, la consecuencia es la estabilidad mental. Con la estabilidad mental se logra, como consecuencia, la Liberación del Alma individual.
¡Sagrados estudiantes! Hay dos cosas que son importantes en la vida del hombre. Una, es la confianza en sí mismo y la otra es la purificación de la propia mente. El hombre no puede vivir por sí mismo en aislamiento. El mundo entero depende de la estructura social y la manera en que los individuos se interrelacionan en una sociedad.
Sankara tuvo la posición de maestro para todo el mundo y propagó muchos ideales entre la gente. Entre ellos, el concepto de no dualidad o filosofía advaita, resalta por su importancia. Sankara enfatizó la importancia de estar en buena compañía y de pasar el tiempo en buena compañía. Enseñó que la buena compañía representa un paso importante para la Liberación y, quizás, es el primer paso hacia ella. Si realizamos una investigación sobre el significado de "buena compañía", comprenderemos que nos referimos a la amistad con gente buena. Dios, que da alimento hasta a una rana atrapada entre dos grandes piedras, no dejará de proveer alimento a los seres humanos que están tan cerca de El. Bajo estas circunstancias, no está bien que el hombre se preocupe exclusivamente por procurarse el alimento, sino que debe ir tras la realización de la Verdad y desarrollar la Fe en Dios. Cuando nuestros congéneres se encuentren en dificultades, debemos acudir en su ayuda en la mejor forma que nos sea posible. Deben sentir la unicidad de toda la humanidad y darse cuenta de la relación que une a un ser humano con otro. Deben llegar a realizar al espíritu del Ser que está en toda la gama de seres humanos. Sólo ello les dará la oportunidad de alcanzar el ideal de la "Hermandad del hombre y la Paternidad de Dios". Hoy en día usamos términos como "hermano" y otros de este tipo, de manera vacía y únicamente como palabras huecas. No le damos ningún valor ni a la relación física ni a la relación mental que implica la palabra "hermandad". El verdadero sentido de "hermandad" lo podemos entender únicamente cuando nos elevamos por encima de estas relaciones temporales del cuerpo y de la mente y llegamos a comprender el aspecto de la Divinidad. Sólo entonces nos damos cuenta de que el Principio Divino que existe en todos nosotros es el mismo. Deberíamos realizar un esfuerzo con el fin de darnos cuenta de esta Verdad. Para reconocer tal Verdad, resulta esencial este tipo de buena compañía. Pueden preguntarse qué beneficio obtendremos de este tipo de buena compañía. Los rasgos buenos del hombre, al igual que los malos, reciben su configuración última cuando él se mezcla con otros miembros de la sociedad. En este contexto, podemos tomar como ejemplo el polvo que se deposita sobre la superficie de la tierra. Pese a que este polvo no tiene alas y no puede volar por sí mismo, puede levantarse de la tierra al lograr la buena compañía del viento. Y el mismo polvo no se elevará, sino que se depositará, si se asocia con el agua. El hierro que es duro, negro y opaco, se vuelve blando, rojo y brillante cuando hace amistad con el fuego. Y ese mismo hierro se llena de óxido y pierde toda su fuerza cuando hace amistad con la suciedad y la humedad. Todas estas modificaciones ocurren por la asociación con otros, en el medio ambiente. Generalmente, nada puede cambiar o transformarse por si mismo, sin la ayuda de alguna asociación externa. Un bebé aprende a caminar, a hablar, a correr, a leer y a escribir sólo gracias a la ayuda de la madre y al amor y afecto que ésta le demuestra. Sin el Amor y el afecto de la madre, el bebé crecerá como un animal y no llegará a hablar, a caminar o a hacer nada de lo que otros seres humanos pueden y están entrenados para hacer. Los animales que nacen, crecen y viven en los bosques tiene ciertos rasgos que son distintivos en ellos. Si estos animales son apropiadamente entrenados por algún domador de circo, pueden hacer cosas que ningún otro animal hace. Los loros pueden llegar a pronunciar palabras de manera perfectamente comprensible y clara si los entrenamos bien y están en buena compañía. Del mismo modo, si están en buena compañia, podrán lograr la buena vida que desean y las aspiraciones que tengan en mente, acerca del tipo de vida que quieran vivir.
Por el contrario, si pasan el tiempo en mala compañía y andan vagando por las calles como perros vagabundos o aullando como lobos, estarán desperdiciando sus vidas. Todo tiempo que se pierda es vida que se pierde. Si pueden llegar a entender la fuerza y el poder de la buena compañía y la usan de la mejor manera posible, tendrán todas las oportunidades para hacer grandes cosas. Toda la gente buena se distingue porque sus pensamientos son atrayentes, sus acciones son delicadas y sus ideas son positivas.
Se puede reconocer a la buena gente por sus benévolos pensamientos, palabras y acciones. Les daré un pequeño ejemplo. Si un trozo de carbón negro se mantiene cerca de un vivo fuego rojo, la zona del carbón que esté en contacto con él empezará a brillar. En esta analogía, el carbón negro es la ignorancia de ustedes y el fuego brillante es la buena compañia. Al juntarse ambos, sólo la porción de la ignorancia expuesta a los efectos de la buena compañía será disipada. Resulta entonces que no basta estar cerca de gente buena. Deben desarrollar también la disciplina espiritual del Amor y hacerse queridos por la gente buena; es necesario estar cerca y hacerse querer por la gente buena.
La naturaleza de la gente mala es tal que se regocijan y les produce placer el ver las dificultades y los problemas que se le presentan a la gente buena. La gente mala se pone celosa y envidiosa cuando observa que la gente buena hace el bien y recibe crédito por las buenas obras que realiza, de modo que empieza a contar chismes sobre ella y a tratar de desprestigiarla. Esta gente mala tiene mil ojos y se esfuerza en ver sólo las malas cualidades en los otros. La compañía de gente así sólo nos arrastra hacia lo negativo; por ello, Sankara enseñaba que había que esforzarse por mantenerse a distancia de gente así.
He aquí una historia de un orfebre que una vez estaba fundiendo oro. Durante el proceso, se dirigía de la siguiente manera al oro: "¡Oro! ¡Eres algo muy valioso y la gente te respeta, pero ahora estás en mis manos! Tendré la oportunidad de calentarte, fundirte, golpearte y hacer muchas cosas contigo, que te van a doler. Pero, ahora, éste es mi privilegio y mi placer". En respuesta, el oro señaló que el resultado de todo lo que hacía por herirlo, sería únicamente el purificarlo más y aumentar su valor al remover sus impurezas, dejándolo más brillante y más perfecto. Por el contrario, en el proceso, el calor, el humo, el dolor de golpearlo fuerte no serían molestos más que para el orfebre. De hecho, las molestias serían para el orfebre y todas las ventajas para el oro. Si toman a la gente buena, los santos, los hombres de gran carácter y los hombres que poseen mentes estables, no hace diferencia el que traten de insultarlos o de herirlos, exaltarlos o alabarlos. La herida, el insulto y ni siquiera la alabanza, jamás los afectan; todos ellos vuelven a la persona que los ha proferido. Ustedes, los jóvenes, deben tratar de vincularse con hombres buenos y de gran carácter, para llegar a elegir la senda por la cual deseen avanzar.
En verdad deseo que todos los que están reunidos aquí busquen la buena compañía y elijan esta senda. Deben adquirir las cualidades de la Verdad, el Amor y la paciencia y también la del sacrificio. Este período de vuestra vida es como las horas de la mañana. Si, cuando comienzan sus vidas, vuelven sus mentes hacia lo bueno y hacia Dios, lograrán que las malas cualidades no los acosen, el ego no los acorrale y la envidia y otras cualidades indeseables no se les acerquen.
Por ello, deben tratar de unirse a la buena compañía y sacar de allí todos los beneficios que emanan de ella. La buena compañía les conduce al desapego y el desapego les hará alcanzar la Autorrealización.
Sankara compuso muchos versos y, cada uno de ellos, debe ser considerado como una luminosa luz de conocimiento. Deben poner en práctica su contenido para rectificar sus vidas. Hoy han aprendido el verso correspondiente a la buena compañía y los beneficios que ella nos confiere. Hemos visto su importante significado interno pero, además, debemos ponerlo en práctica. Entonces, podrán darse cuenta de la naturaleza del Alma y desarrollar confianza en ustedes mismos y sus capacidades. Espero que se mantengan en buena compañía en el futuro y se alejen de toda mala compañia. Esta es mi bendición para ustedes y espero que siempre estén en buena compañía.
                                                       Sri sathya Sai Baba

jueves, 11 de marzo de 2010

EL PRIMER PASO




El hombre está dotado de memoria y también de la facultad de olvidar. Ambas son habilidades útiles. Quizás el poder del olvido es el más importante, ya que, en caso contrario, el hombre tendría que lamentar la pérdida de millones de padres y de parientes que ha tenido en millones de nacimientos previos y recordaría, lleno de resentimiento, los muchos insultos e injurias que haya sufrido en este nacimiento. Felizmente para él, lo olvida todo y recuerda únicamente las cosas que lo han impresionado como significativas o cruciales, tales como la fecha de su casamiento, los nombres de aquellos que le deben dinero, etc. La mayor tragedia es que ha olvidado, ¡lo más importante y crucial respecto de su estadía terrenal!, ¡la llave hacia la felicidad y la Liberación, Su Verdadero Nombre e Identidad!
El hombre no puede permitirse olvidar quién es y con qué propósito ha venido. Como lo dijera Sankara, debe conocer las respuestas a estos interrogantes: ¿Quién eres, quién soy yo, hacia dónde voy, de dónde vengo, cuál es la naturaleza y el propósito de todo este devenir y cambio? ¿Hay alguna base estable, alguna meta u objetivo, dirección o director? En la mente del hombre, ninguno de estos interrogantes puede ser desechado. Siempre aparecen y lo asaltan cuando está solo ante algo grandioso e inspirador en la Naturaleza o ante algún incidente terrible y conmocionante entre sus experiencias. No es sabio pasar por alto estos momentos preciosos para sumirse, en cambio, en la rutina de la vida y dejar la indagación, a la cual uno se siente motivado.
Sin embargo, el hombre olvida, prefiere ignorar. Confunde lo irreal con lo real. Es engañado por las apariencias, no es capaz de mirar tras el velo. Y así se engaña a sí mismo y hace que otros también se equivoquen.
Uno debe practicar el desapego en cada paso, ya que, en caso contrario, la codicia y la avaricia dominarán los aspectos más sutiles de la naturaleza humana. Esa naturaleza es Divina, porque Dios es la sustancia misma de la que el hombre no es sino un nombre y una forma. Para darse cuenta de esto, uno debe poseer y desarrollar los principios de la disciplina espiritual, la discriminación entre lo inmutable y lo mutable, lo permanente y lo transitorio; es decir, uno debe saber que el Universo está constantemente sujeto al cambio y a la modificación y que únicamente el Absoluto Universal es inmutable. Uno debe desapegarse de los placeres de este mundo tanto como de los placeres que se pueden obtener en el cielo, luego de lograr la convicción de que todos ellos se desvanecen y están cargados de sufrimiento.
Por sobre todo, traten de ganar la Gracia, buscando reformar sus hábitos, reducir sus deseos y refinar su naturaleza superior. Cada paso hace que el próximo sea más fácil; esto es lo admirable del viaje espiritual. Con cada paso se incrementan la fuerza y la confianza y se van logrando cuotas mayores de Gracia. Hubo una vez un hombre perverso que, de manera casual, escuchó una prédica espiritual que lo afectó grandemente. Se acercó a un gran sabio y le rogó lo aceptara como su discípulo. El sabio le preguntó en qué forma pasaba el tiempo y su respuesta fue: "Juego por dinero durante el día y durante la noche entro en diferentes casas a robar; vivo en la falsedad, tanto de día como de noche". A ello, el sabio respondió: "Te acepto como discípulo, siempre que abandones alguna de las cosas que has enumerado; debes hacer algún sacrificio a cambio del favor que te hago". El hombre caviló por algunos momentos: "No puedo dejar el juego, lo encuentro demasiado excitante. No puedo dejar de robar en las casas, ya que es la única manera con la que sé ganarme el sustento; bueno, dejaré de mentir..." Y fue así que dio su palabra respecto de no seguir mintiendo y fue aceptado. El sabio se sintió feliz de haberlo hecho caer en la trampa; ahora ya no tendría escapatoria. Esa noche, el hombre decidió entrar a robar en el palacio. Evadió a los guardias y subió hasta la terraza.
Iba osadamente caminando por una cornisa de los muros, cuando de pronto alguien le increpó: "¿Quién anda ahí?" Y contestó con la verdad: "Soy un ladrón. ¿Quién eres tú?" El que le había hablado era el rey mismo, quien había salido a la terraza, pues allí soplaba una brisa placentera. Este le contestó: "Yo también soy un ladrón". De modo que decidieron unir fuerzas y dividirse el botín por partes iguales. El ladrón propuso que entraran en la cámara del tesoro y su reciente compañero le indicó que sabía dónde se guardaban las llaves. De modo que se perdió en la oscuridad y volvió al cabo de un rato con ellas. Luego entraron en la cámara y se repartieron lo que había allí, pero encontraron tres diamantes, grandes y hermosos. El rey tomó uno y el ladrón, el otro; el tercero lo dejaron allí, de mutuo acuerdo, porque, como señaló el ladrón: "Dejémosle al menos esta gema como consuelo, al pobre rey que lo ha perdido todo". Luego se separaron, pero antes, el ladrón debió contestar la pregunta que le formuló el rey: "¿Dónde vives?" El ladrón, que había dejado de mentir, tuvo que dar su dirección correcta.
A la mañana siguiente, se esparció la noticia de que el tesoro había sido saqueado y el rey encargó a su Primer Ministro para que hiciera el inventario de lo que se había perdido. Este fue a la cámara y vio cosas desparramadas por el piso, entre cajas y cofres abiertos. También encontró el bello y gran diamante y, pensando que había escapado a los ojos de los ladrones, se lo guardó para él. Después de unos momentos, volvió ante la presencia real y describió la escena y las pérdidas. El rey ordenó que todos los ladrones conocidos por la policía fuesen llamados ante su presencia, incluyendo a uno cuya dirección él mismo indicó: Todos fueron traídos, pero el rey interrogó en especial a aquél cuya dirección había sido indicada. Este reveló que él y "otro" que había entrado en el palacio antes que él, habían compartido el botín por partes iguales, la noche anterior. El rey le preguntó acerca de los diamantes y el ladrón contestó que habían dejado uno de los tres diamantes, que sólo habían tomado uno para cada uno. El rey sospechó entonces que el Primer Ministro se había apropiado del tercer diamante y ordenó que lo revisaran en pleno Tribunal. No hay necesidad de decir que el diamante fue encontrado en uno de los bolsillos de sus ropas. El rey se dio cuenta de que no podía confiar en él, de modo que lo destituyó de inmediato y en su lugar nombró ministro al " ladrón" .
Ahora que había sido nombrado ministro, el ladrón dejó de robar, ya que tenía más que suficiente en lo que respecta a medios de subsistencia. Ya no le quedaba tampoco tiempo para el juego. Se hizo famoso como ministro recto y eficiente. La fama que había ganado llegó hasta el gurú, quien viajó hasta la ciudad para visitarlo. En cuanto el ministro lo vio, cayó a sus pies, henchido de gratitud por la forma en que lo había reformado.
Así actúa este primer paso que dan. Hace que los próximos pasos sean posibles con mucho menos esfuerzo.

Prashanti Nilayam,
14/7/1965

domingo, 7 de marzo de 2010

TRIBUTO A PARAMAHANSA YOGANANDA EN EL DÍA DE SU PASO AL MAHASAMADHI


Paramahansa Yogananda inició su misión en 1917, con la fundación en la India de una escuela para niños, cuyo programa educativo basado en sus del "arte de vivir", integraba los métodos educacionales de la época con la disciplina y enseñanzas sustentadas en los conceptos espirituales del yoga. En 1920 fue invitado, como representante de la india, a un congreso internacional de religiosos de ideas liberales que se realizó en Boston, Estados Unidos. Luego de su participación en este evento, dio conferencias en Boston, Nueva York y Filadelfia, las cuales recibieron una entusiasta acogida; en 1924 emprendió una larga gira por los Estados Unidos, dando conferencias en las numerosas ciudades que visitó en su viaje a través de este país.
En la década siguiente Paramahansa viajo en forma extensa, enseñando a miles de personas, mediante sus charlas y clases, la ciencia del yoga de la meditación y los principios espirituales en que se basa un sistema de vida equilibrado. En 1925 Paramahansa Yogananda estableció en Los Ángeles la sede internacional de Self-Realization-Fellowship, la cual continua velando por el progreso de la obra espiritual y humanitaria por él iniciada, actualmente bajo la dirección de una de sus más allegadas discípulas Sri Daya Mata, presidente de Self-Realization-Fellowship, Además de la publicación de los escritos, conferencias y charlas informales de Paramahansa Yogananda (entre las que se cuenta una serie completa de lecciones sobre la ciencia de la meditación basada en la práctica de la técnica de Kriya Yoga), la sede internacional de S.R.F. supervisa las actividades de los templos, retiros y centros de la sociedad en todo el mundo, el entrenamiento de los miembros de la orden monástica, y el funcionamiento del "Circulo Mundial de Oraciones" cuyo objeto es orar por la curación de los enfermos y por la paz y la armonía entre todas las naciones.
Paramahansa Yogananda trajo al occidente no solo la promesa eterna de la India de que es posible alcanzar la unión con Dios, sino también un método práctico mediante cuya aplicación los buscadores de la verdad de cualquier ámbito social pueden acercarse rápidamente a esa meta. El legado espiritual de la India -apreciado originalmente en el occidente solo en el nivel mas excelso y abstracto- se encuentra actualmente a disposición, ya sea como aplicación práctica como experiencia, de cuantos anhelan conocer a Dios, no en el más allá, sino en el aquí y ahora... Yogananda ha puesto al alcance de todos los métodos de contemplación más elevados. La vida y lo ideales de Paramahansa Yogananda se describen en su obra "Autobiografía de un Yogui". Desde su publicación en 1946, este libro se convirtió en una obra clásica en su género, sirviendo actualmente como texto y material de consulta en numerosas universidades. Paramahansa Yogananda entró en Mahasamadhi (el abandono definitivo del cuerpo físico, realizado en forma voluntaria y consciente por un yogui), el 7 de marzo de 1952, en Los Ángeles, California, luego de haber concluido su discurso en un banquete ofrecido en honor de S.L. Binay 1k. Sen, Embajador de la India.
Este estado de perfecta conservación de un cuerpo es, hasta donde podemos colegir de acuerdo con los anales del cementerio, un caso sin precedentes...
"Cuando se recibió el cuerpo de Yogananda en el cementerio, nuestro personal esperaba observar, a través de la cubierta de vidrio del féretro, las manifestaciones habituales de la descomposición física progresiva. Pero nuestro asombro fue creciendo a medida que transcurrieron los días sin que se produjera ningún cambio visible en el cuerpo bajo observación... El cuerpo de Yogananda se encontraba aparentemente en un estado de extraordinaria inmutabilidad... Nunca emanó de él olor alguno a descomposición... El aspecto físico de Yogananda instantes antes de que se colocara en su lugar la cubierta de bronce de su féretro, el 27 de marzo, era exactamente igual al que presentaba el 7 del mismo mes, la noche de su deceso; se veía tan fresco e incorrupto como entonces. No existía razón alguna para afirmar, el 27 de marzo, que su cuerpo hubiera sufrido la más mínima desintegración aparente. Debido a estos motivos, manifestamos nuevamente que el caso de Paramahansa Yogananda es único en nuestra experiencia.
PODÉS BAJAR O ESCUCHAR DESDE AQUÍ CUALQUIER PROGRAMA DE ¨LA ENCARNACIÓN DIVINA¨ DE RADIO UNIDAD SAI www.radiounidadsaiargentina.org QUE TRANSMITE TODOS LOS JUEVES A PARTIR DE LAS 19,00 Hs.
BAJATE EL AUDIOLIBRO DEL SRI SATHYA SAI UVACHA VOL 1 (Discursos de Swami en cuerpo Sutil)

ARCHIVOS DE

¨LA ENCARNACIÓN DIVINA¨